MUNIENTE EN EL RALLYE DE LA VENDIMIA 2001

Recordemos como en el XXXI Rallye de la Vendimia disfrutamos de la oportunidad de tener a Manuel Muniente pilotando el Coche 0 con un 206 del Desafío Peugeot. En aquella edición el equipo de BMR se presentó en Almendralejo con un importante desplieque de medios y pilotos, como Luis Monzón, el canario Antonio Ortega con el 306 Maxi o Quique García Ojeda .

Recientemente nos comentaba por Facebook nuestro amigo Julian Jiménez que se dió la circunstancia que Muniente tuvo dos copilotos que salieron de un sorteo y fueron gente local que se intercambiaron el asiento de la derecha, en concreto le acompañó durante la mañana José Carlos Preciados, y por la tarde Jesús Gutiérrez.

Puestos en contacto con nuestro buen amigo y colaborador Jesús Gutierrez, nos ha compartido una foto de aquel día acompañando a Muniente y algunos comentarios sobre su experiencia:

Fue una gran experiencia, todo empezó en el momento en el que José Antonio Pérez-Trinidad Chumy me llamó para darme el resultado del “sorteo” para copilotar a Manuel Muniente. Pongo el sorteo entre comillas porque no hubo tal sorteo, creo que los pilotos que oficiaban de coche 0, no estaban muy de acuerdo con aquello de realizar un sorteo entre clientes debido a que en más de una ocasión fueron personas totalmente desconocedoras de este mundo, y que llegaban después de haberse tomado unos suculentos almuerzos que fácilmente podemos imaginar donde terminaron después de una breve sesión de tramo a buen ritmo en un coche de carreras. Aprovecho para darle de nuevo las gracias por acordarse de mi. Como habéis dicho, efectivamente fuimos dos los copis de Muniente, José Carlos por la mañana y yo la tarde. El reparto creo que no fue casual, a Manuel le había dado tiempo de realizar un rápido reconocimiento de los tramos de la mañana, Nuevo Feria, Valle de Santa Ana y Salvaleón y como yo conocía perfectamente los de la tarde, Culebrín, Hoya y Tarra y Montemolin, no sólo por haberlos corrido de copi con Juanjo Esperilla, sino también porque ya era el segundo año que participaba en la elaboración del Road Book de la prueba.

Durante los tramos, íbamos a buen ritmo, pero a vista, avisándole de los puntos más característicos, como la curva del transformador, o la de abajo que ya sabes como se cierra, etc.

Esta foto se realizó durante las asistencias de la tarde, en las calles de Monesterio, la hizo Juan Manuel Fernández Pellón de AutoHebbdo Sport.

Por fin llegó el mediodía de la prueba, habiamos quedado en la asistencia de Monesterio para hacer el relevo de copis. Después de las presentaciones, y conocer las estupendas instalaciones de Peugeot Sport, nos enfundamos el mono y partimos hacia los tramos.

Muniente se queda muy tranquilo al conocer mi experiencia pensando sobre todo en la posibilidad de perderse.

Fué muy divertido en los tramos, además de por el control que ejercía del pequeño 206 sobre un húmedo Culebrín, en el que buscaba el vértice de las curvas más lentas con leves toques de freno de mano, también por las trazadas, en muchos casos exageradas, para que los aficionados se dieran cuenta de lo peligrosa que podía ser su ubicación. Obviamente el ritmo no era de competición, íbamos sin notas, y le iba avisando de los puntos más singulares por su trazado o por la acumulación de espectadores, como.

Muchas gracias a Julian Jiménez por recordar este momento y a Jesús Gutierrez por compartirnos su experiencia.

MOTOR CLUB ALMENDRALEJO